Bienvenido a FOROFOS DEL RUNNING

FOROFOS DEL RUNNING



 
 
Bienvenido(a), Visitante. Por favor, ingresa o regístrate.
  • stats Total de Usuarios: 3.800
  • stats Total de Mensajes: 216.009
  • stats Total de Temas: 9.674
  • stats Total de Categorías: 6
  • stats Total de Foros: 96
  • stats Máx usuarios conectados (a la vez): 1.853

  • averages Mensajes promedio: 51
  • averages Temas promedio: 2
  • averages Usuarios promedio: 2
  • averages Media de conexión: 241
Bounce Bounce
8.194 Mensajes
runningbox runningbox
7.483 Mensajes
cheve cheve
6.543 Mensajes
Admin Admin
5.981 Mensajes
Amadablam Amadablam
5.333 Mensajes
yonhey yonhey
4.539 Mensajes
brad brad
3.577 Mensajes
noclearpath noclearpath
3.563 Mensajes
Patxi Metxas Patxi Metxas
3.350 Mensajes
NACHO_COOPER NACHO_COOPER
3.292 Mensajes
Ya están subidas a la galería las fotos de la carrera popular derbi de las aficiones_2019 en tamaño original.

Eventos Vinculados

  • [2019] II MARATÓN NOCTURNA DE ALMAGRO 2019: 22 Junio, 2019

Autor Tema: [2019] II MARATÓN NOCTURNA DE ALMAGRO 2019  (Leído 6899 veces)

0 Usuarios y 1 Visitante están viendo este tema.

26 Marzo, 2019, 13:13:05 pm
  • Bisa
  • *****
  • Mensajes: 1.375
  • Aplausos: 71
    • @julianigle11

      
II MARATÓN NOCTURNA DE ALMAGRO 2019

Sábado, 22 de Junio de 2019
Hora: 22:00
Pais:
Provincia: Ciudad Real
Población: Almagro
Lugar de la salida:  ermita de San Ildefonso.
Lugar de la meta: ermita de San Ildefonso.
Distancia: Maratón
Web oficial: https://www.crono3.es/index.php?option=com_athletics&view=normativa&Carrera=276&lang=es
Cuota de inscripción: 20 €
Enlace a inscripciones: https://www.crono3.es/index.php?option=com_athletics&view=insregister&idCarrera=276&lang=es
Otros datos de interés: También media maratón y por relevos (15 y 10 euros cada una).
14 vueltas al circuito.
5h30m de límite.
Maratón benéfico, 100% de lo recaudado  va a la Asociación Española
Contra el Cáncer,
26 Marzo, 2019, 13:15:22 pm
Respuesta #1
  • Bisa
  • *****
  • Mensajes: 1.375
  • Aplausos: 71
    • @julianigle11
Inscrito, no es de carácter competitivo, que no habrá premios, quiero decir.
Medalla y camiseta sí.
No tengo muchos más datos, creo que en facebook los hay.
30 Junio, 2019, 12:33:51 pm
Respuesta #2
  • Bisa
  • *****
  • Mensajes: 1.375
  • Aplausos: 71
    • @julianigle11
Maratón de Almagro. Es nocturno, son 14 vueltas de 3 km, con avituallamiento en cada paso por meta. No es competitiva (quiero decir que no hay premios, aunque en mi caso, nunca estoy en posición de recibirlos y de estarlo, como si no). Aquí sí que va a haber unos cuantos conocidos, lo cual lo hace más agradable. Me han dicho que es plano, ojalá que no mucho. Esta semana, como en Pamplona se hace más corta, toca a los 6 días del anterior (y cuarto de junio), menos tiempo para entrenar después de recuperar, y con la moral algo baja por la decepción del último maratón. Así que entreno sólo hago jueves y viernes. No son nada largos, pero al menos donde más puedo forzar, en el spinning (de pie) al máximo nivel que me permitan las piernas (no es el tope, pero algo cerca), 62 minutos jueves y viernes por la mañana y 82 viernes por la tarde, eso no da para bajar peso, pero es buen esfuerzo (144, 149 y 146 ppm respectivamente cada sesión). No salgo con presión, pero eso no quita que no intente hacerlo lo mejor posible. La salida sábado a las 10 de la noche.

Me dirijo sin demasiado tiempo de sobra al lugar de salida, para no pasar calor extra, y al llegar, prácticamente todos son caras conocidas, y los que no lo son para mí, yo para ellos sí. Pillo el dorsal, y sí, como me recuerda alguno que se lee las crónicas voy a ponerme las cremas (no son más que vaselina y una tonificante para calentar algo los músculos, la de sol me la ahorro en este maratón nocturno). Me guardo los geles en los bolsillos del pantalón y voy a estirar, pero estoy muy incómodo, mucho, me rozan las faldas del pantalón, y no es normal que pase eso, sin haber siquiera empezado la prueba (ya empezada lo normal es que de rozar lo haga al cabo de un rato). Vuelvo a coger la bolsa (la hemos dejado al lado de la mesa de avituallamientos) para echarme más vaselina (ya me había echado lo suyo). Ya falta poco para salir, creo que debemos ser 30 y algo para el maratón, pero también hay otros que hacen maratón por relevos, y sobre todo bastantes corredores para hacer media maratón.

Conoceré el circuito en esta primera vuelta. Arrancamos la primera de las 14 vueltas, he salido por la mitad, al cabo de unos 100 metros con algo de curva hacemos un giro de unos 100 grados. Me saludan muchos corredores, mientras me adelantan, Miguel Angel Muñoz, el organizador me agradece que esté disputando la prueba (también ha salido para hacer el maratón, aunque no hará el maratón entero por estar pendiente en zona de meta de todo lo que pase y organizarlo sin percances), se agradece que te diga eso el organizador, además de gustar, es buena señal. Ya coincidimos un tramo durante el último maratón de Madrid. No es el único, están Pepe Turón, los Antonios, Huerta y Rojas, Alcázar (del club de Antonio Rojas y que volverán a estar los dos en Jaén), Juanjo Amate organizador del maratón de Jaén, al que la esclerosis múltiple no le impide hacer unos estupendos maratones, Hinojo (más de 200 maratones), Martín Fabiani, Quique Benito, Mario Márquez y alguno más que seguro me dejo ahora mismo.

Después del giro mencionado, con algo de curveo hacemos una recta de un km, con más bajada que subida, me parece en ese momento. Pero ya desde muy al inicio voy mal, no sé cómo evitarlo (ni porqué me pasa). EL roce es muy, muy molesto. No llevo un km y así estoy, pinta fatal. Al menos es agradable el saludo de muchos corredores, algunos ni nos conocíamos. Al final de la recta, con tanta molestia paso casi último. Por detrás sólo hay 3 corredores, y alejados, Rafa Martínez (que luego me dirán sólo hace la media) y Alberto Costilla que va con Santiago Hitos, supongo dentro de un rato Alberto tirará hacia adelante. Trato de que los que llevo delante no se me escapen mucho. Al poco de pasar el km 2 de cada vuelta, hacemos un giro de 90 grados a la izquierda, ya buscando acercarnos al punto de salida y meta, pero tiene en ascenso unos 20 metros de empedrado viejo, que que está muy desigualado y tiene su peligro (aparte de siempre muy incómodo para mi).

Sigo incómodo y lento, aparte de que me cesta saber cómo voy (tengo una idea por cómo me han adelantado), decido que voy a parar y como la mochila está a mano, echarme toda la vaselina que me sea posible. Así lo hago, aunque ya no quedaba mucha, pero me la echo toda. No hay público en todo el circuito salvo la zona de meta, pero ahí acompañantes y los que esperan el relevo nos dan una buena ración de ánimos. Arranco lo antes que puedo, y más distanciado por el parón de los que llevo por delante, así que el objetivo es acercarme, pero sigo mal y molesto, muy incómodo para marchar. Pasado el km 4(son 3 por vuelta), veo que atrás Alberto ya no va con Santiago, así que no tardará en pillarme (y no, no tarda). Llegando al 5 me adelanta el primero y para mi sorpresa es Iván Peñalva, el chico que ha batido casi todos los récords del ultrafondo en estos últimos dos años. Nos animamos (siempre me trata muy bien), y se marcha en un visto y no visto (luego sabré que sólo hacía la media). Martirio en el trozo corto de empedrado, que además casi me hace caer, pero el esfuerzo del último km me permite adelantar a un chico (creo que es de los relevos), en esta segunda vuelta (y las posteriores) hacemos unos 20 metros más que en la primera (supongo para completar distancia), seguimos unos metros más el camino, giro de 180 grados y enseguida a la derecha, antes simplemente teníamos giro normal a la izquierda), y como el chico que he adelantado va a su bola hablando por el móvil, ignora el camino a seguir y gira como en la primera vuelta, y queda un buen puñado de metros por delante. Esta será una recta larga, pero de unos 500 metros, tal vez, y como para cuando le alcanzo estamos cerca de meta, se pone a correr mejor y vuelve a ir por delante. Muchos ánimos en el paso, en el que he aprovechado para tomar el primer gel.

Empezando la larga recta de un km me quedo sorprendido, pues me ha dejado de rozar el pantalón, primero creo que igual es por haberme echado agua por encima, y con ello han parado los roces, pero luego me convenzo de otra razón, más tonta puede pero que debe ser la causa (otras veces no me dio problema), en el pantalón llevo 5 geles, como en los coches, dos delante y 3 detrás (en el maletero del pantalón), al sacar uno de atrás ha debido quitar tirantez que tenía el pantalón y han parado las molestias. No sé si suena lógico o peliculero, pero ha sido así. Trato de aprovechar que no duele y acercarme a los que tengo por delante. AL chico del móvil ya le dejé atrás en la primera recta, por delante ahora están Alberto y una pareja (que hace la media). Ya buscando el km 8 sí me van doblando más corredores, aunque a los que no conozco, no sé si hacen media, relevos o los 42. Pero eso sí, con tanto agobio, de lo que no me quito es de animar a todos los que me doblan. También me animan casi todos ellos (y ellas, que aunque sea menos, también hay chicas).

El ritmo no es rápido, en la noche y mucho rato en la nada esa dosis extra de adrenalina competitiva no es fácil que me acompañe. Lo que sí ha empezado a acompañarme es el choque de los dedos del pie. Es un drama pensando en la marca. En lo demás, haberme quitado de encima el roce de los pantalones (me resultaba muy insoportable) ha sido un alivio, por unas cosas, por otras y por mis ritmos (que aunque esté sin problemas no son buenos) no he ido rápido en ningún momento. Creo que el calor no es tremendo para nada, pero desde la tercera vuelta ya cojo dos botellas por vuelta. Si sufro es por el intento continuo de ir lo más rápido posible, no me gusta saberme lento, mucho menos saberme muy lento. La quinta vuelta (y las dos anteriores también lo son) es dura mentalmente (no han parado de doblarme), pues llevando ya un buen trozo estoy a dos vueltas y pico de llegar a la mitad del recorrido. Al menos he podido adelantar a la pareja que había llevado cerca) y a otro corredor (todos de la media), eso me ayuda a luchar para que no se duerma el ritmo.

Pasada esa quinta vuelta, se despeja mucho el circuito, pues muchos corredores de la media ya han llegado, me ha bajado algo el ritmo (a 6m30s salieron los primeros 10 km), posiblemente por los dedos de las patas. Al fin llega la 7ª vuelta, en la que también me dobla Pepe Turón. Paro a ver si  puedo tomar naranja, hay plátano y sólo pillo unos sorbos de Aquarius (y las botellitas de agua). Incluso en el camino voy dando buena cuenta de varias botellas medio llenas, que han dejado por allí otros corredores. Paso la media sobre 2h23m que es muy flojo como tiempo, y no va a ir a mejor, los dedos del pie aunque lentamente (y menos mal que sea así) van molestando más. El peor tramo es el empedrado, ha habido dos ocasiones que no me ha faltado mucho para caer al tropezar, e incluso lo acabo con molestias en las piernas. En cada vuelta, cuando estoy a km y algo de acabar pienso en lo que se debe eternizar cada paso mí por meta, que los que me ven ya se deben de olvidar hasta que existía, esa sensación tengo de lo eterna que se me hace cada una de las vueltas.

He empezado a llevarme la segunda botella, que cojo en cada paso por meta, durante buena parte de la vuelta, en varias anteriores ya tenía boca y labios secos, en alguna ocasión antes de la media vuelta. Y como por desgracia voy lento, no es tan molesta como si fuera rápido, el llevarla. Me acerco a Alberto, que va ahora andando con Santiago, para cuando llego Alberto ya se ha vuelto a alejar y Santiago se pone a mi ritmo, lo cual hace que vayamos algo más rápido, hasta que al final marcho solo. Lástima que no pudiera él marcar un ritmo mejor que el mío, que me haría poder ir más rápido. Se agradecen los pasos por meta por los ánimos, voy bien, salvo el saber que voy lento, que fastidia. Mirando el crono, veo que no voy a bajar de 5 horas, pero como no tengo nada mejor que hacer aprieto para intentarlo (lo que hace que crezca la intensidad de las molestias en los dedos del pie con el choque con las zapas).

Creo que me ha doblado casi todo el mundo, salvo Alberto, Antonio Huerta y uno o dos corredores más. Al pasar ya de 10 vueltas casi no hay doblajes, o ya han llegado, o su ritmo no da para doblarme, y que no debemos ser muchos. Estar ya en la vuelta 12 y que queden menos de 3 km me da algo de moral para apretar en la medida que puedo (los puñeteros dedos del pie en verano). Especialista que soy en tener los problemas que otros no. Pero con eso ya cuento, no son problemas que vayan a desaparecer, y no me van a hacer dejarlo o hacer menos pruebas (no serviría de nada), temo más a eso que al hecho de hacer bastantes maratones. Veo a lo lejos a Pepe Turón que simultanea correr y andar, ya me dijo antes que va bien hasta la media y luego siempre le cuesta más ("palabra censurada" relativamente, porque cuando me pasó siguió durante bastante rato a buen ritmo), me sirve de motivación para desdoblarme, así que del 34 al 36 he podido apretar ritmo, aunque sigo fuera de promedio para bajar de 5 horas, esto sirve de ayuda a intentarlo. Ya me he acostumbrado por otras pruebas al machaque de dedos de pie, y aunque moleste el estr acostumbrado ayuda algo mentalmente.

Cuando le alcanzo le digo que le quedan 4, y se ve que le doy un susto, porque creía que quería decir 4 vueltas, le confirmo que no, 4 km (y a mí 7), de ahí al km 36 (mío) vaos poquito delante detrás cada uno, yo forzando por apretar ritmo y él porque en meta sólo le quedará una vuelta. Nos acercamos a algún otro corredor, y al pasar por meta, con la parada a avituallarse les alcanzamos. Como voy ilusionado del 36 al 37 tiro lo fuerte que puedo y en el 37 me he desdoblado de los tres, y hasta me alejo por delante (harto ya de alejarme por detrás), en los momentos que hay algo de visual miro y les saco un montón, supongo que se juntan el que yo apriete y el hecho de que quedarles una sola les hace ir más tranquilos por tener la meta cerca. Ya me acerco a línea de meta, para entrar en la última vuelta. Al menos desdoblarme me da algo de moral. Paso, ya no queda más público que alguno de los voluntario organizadores y los corredores que ya han hecho meta. No recuerdo quién, pero un par de veces me preguntaron que creían me faltaba una vuelta menos. Ojalá, por el crono y por los dedos del pie. Paso a la última vuelta, la cojo con moral. Llegando al 40 veo a lo lejos a otro corredor, no puede ser Antonio Huerta (esperaba que me doblase y me sorprendió no lo hiciera, en vuelta toda la carrera hemos estado, pero alejados), tampoco Alberto, porque la sombrilla que lleva en la cabeza se ve desde muy lejos.

Le alcanzo rápido, porque fuerzo el ritmo (las 5 horas ya se han escapado, las cosas son así, lamento mi crono, pero no el esfuerzo), y él ahora ha pasado a sólo andar, nos damos ánimos y no dejo de forzar el ritmo. Ya a menos de un km y después de haber salvado el último paso me giro porque me parece haber visto otro corredor a lo lejos por detrás (no me cuadraría, salvo que estuviese parado en algún paso por meta), pero no es Santiago, que le he sacado ya 100 metros o similar. Última recta larga previa al zig zaga a meta y llego, me aplauden los que aún quedan y Alberto haciéndome foto de mi llegada. Y en meta, al fin. Ha costado lo suyo, menos mal que para un maratón siempre hay fuerzas.

5h01m33s neto 152 ppm, 5044 calorías 41.77 km (imagino que eran 42, en las primeras vueltas si coincidían los pasos por meta con cada 3 km). Ahora solo deseo sentarme y quitarme las zapas, no hay donde, así que en la acera. Antes Miguel Ángel me reclama y me da el trofeo, no es medalla, es un trofeo en esta ocasión y nos hacemos foto (que no ha pasado ni he visto en ninguna parte). Pregunto y hasta me dan una cerveza, todo son atenciones luego, muchas, otro corredor que me dobló dos veces me consigue hielo, patatas chips (estaban en la mesa, pero a los 3 metros que estoy sentado en el suelo y sin grúa, eso es un mundo), muy cansado, que haya podido hacer el esfuerzo no quita el agotamiento. También es todo atenciones la pareja de Miguel Ángel, Ana Isabel, que además me dice que me ve en casi todos los maratones, cuando le está siguiendo. Ella también es todo atenciones. Al final hasta me sacan una silla, con lo cual puedo recuperar mejor. A Santiago le quieren decir alguno que lo deje antes, creo que es un error, debe hacerlos todos por respeto a la carrera y a sí mismo, eso lo han dicho algunos, pero Santiago los hace (corriendo no), sin planteárselo siquiera. A mí no me importa quedarme, sólo me preocupa el no haber recordado coger un pantalón de chándal para taparme, así que el cortavientos en el cuerpo, y la toalla que llevo la uso de falda que abriga. Ya me ducharé en la habitación cuando vuelva.

No sé cómo dejar claro las atenciones de los voluntarios que quedan y de otros corredores (que se han cascado el maratón igual que yo), tal vez explicar que la noche me ayuda a tapar un poco la cara que se está poniendo colorada de la vergüenza que me da. Muchas gracias, muchas.

Es una hora la espera, y las compañías, las cervezas y la silla la hacen más llevadera. Antonio al final llegó sólo 3-4 minutos antes que yo, también le habrá castigado la prueba. Acaba llegando Santiago, que en Jaén puede hacer su maratón número 300. Aprovecho que se van en coche Quique Benito con su amigo Chema y les pregunto si me pueden acercar a mi alojamiento y no tienen problema, genial, por piernas me costaría algo, pero temía más al frío en ellas que al cansancio que acumulan (o al esfuerzo realizado), pues ni siquiera llevo peso en la mochila. Me ha ido muy bien que me acompañaran, en la habitación aunque no tengo hambre, me tomo (además de la ducha) un par de barritas y cola que tenía en la nevera, me sientan muy bien. Ahora tengo las ingles muy, muy rozadas, y las axilas también están rozadas, aunque menos. Vamos, que tengo todas esas zonas llenas de amor, si es que es cierto que el roce hace el cariño. Me tumbo en la cama escuchando música en el ordenador, son ya las 5 y algo, si me duermo bien, si no, pues también, ya dormiré en Madrid. A pesar de notar las rozaduras y no dormirme, estoy muy bien en paz, incluso hasta medio relajado, que ya me toca. ,No, no me dormí, y en Madrid sí.

Organizado con cariño, y muy bien tratado. Ha dicho Miguel Ángel que el objetivo para el año próximo es hacerla con chip. Nocturna, seguramente son más disfrutonas la media maratón y el relevo, pero no ha estado mal el maratón. Con poca participación de maratonianos no son mis favoritas, pero entre las compañías y el buen trato en todo momento, no es nada difícil que vuelva a participar, nadie se ha sentido olvidado o secundario aquí. Pero a saber, que en 12 meses pasan mil cosas. Esperemos que ninguna mala.

12º del año y 115º total, 124 pruebas de más de 42 km (y cumpliendo 113 medioaños). Que no me gusten mis tiempos no influye en mis ganas y mi actitud de hacerlo siempre lo mejor posible, no batiré marcas, pero sí que seguiré batiéndome en maratones. Con ganas de poder entrenar más (no es lo mismo ganas de poder entrenar que ganas de entrenar), de que los dedos de los pies me den un respiro, y con hambre extra de hacer un major español.

« Última Modificación: 30 Junio, 2019, 12:36:22 pm por Julián11 »
01 Julio, 2019, 15:33:13 pm
Respuesta #3
  • Abuelo
  • ****
  • Mensajes: 120
  • Aplausos: 8
¡¡Bravisimo!!
Una maratón a tantas vueltas tiene que ser muy muy dura.
Hoy a las 07:07:05
Respuesta #4
  • Visitante

También te puede interesar ...:
 

Temas relacionados

4 Respuestas
3124 Vistas
Último mensaje 29 Octubre, 2018, 18:43:03 pm
por Chusso
7 Respuestas
3305 Vistas
Último mensaje 13 Junio, 2019, 18:38:13 pm
por Admin
2 Respuestas
2738 Vistas
Último mensaje 08 Octubre, 2019, 08:03:40 am
por hal900_Fran
0 Respuestas
1936 Vistas
Último mensaje 17 Marzo, 2019, 11:27:25 am
por CxM AlhambraySacromonte
7 Respuestas
1840 Vistas
Último mensaje 12 Abril, 2019, 12:13:07 pm
por raj